23 noviembre, 2010

El bueno, el malo y el raro


Dirección: Kim Ji-woon
Guión: Kim Ji-woon, Kim Min-suk
Nacionalidad: Corea del Sur
Año: 2008
Duración: 136 min.

El bueno, el malo y el raro (originalmente Joheunnom nabbeunnom isanghannom), es el titulo-homenaje a la legendaria película de Sergio leone con el que se nos presenta esta trepidante película coreana que se encuentra entre las mas originales que he visto últimamente

Y lo primero que hay que decir es que el homenaje acaba prácticamente aquí (en el titulo, en el tener a un trió de protagonistas rivalizando entre ellos como base del film y si me apuras en la secuencia del duelo final a tres bandas) porque ambos westerns tienen poco en común

Y es si del espagueti-western de Leone se podría decir que era un cine del oeste con un un sabor distintivo de esta nueva hornada de "tallarin-western" (o mas apropiadamente"sukiyaki-western", en honor al nombre de la película de Takashi Miike "Sukiyaki Western Django" otro western oriental, aunque de origen japones, que precedió a este y del cual no hablare porque no he visto) a esta extraña mezcla de elementos con sabor oriental difícilmente podríamos denominarla western.

Es cierto que en sus escenas encontramos los típicos elementos del "cine del lejano oeste" (como persecuciones a caballo, asaltos a trenes, tiroteos y explosiones), pero también encontraremos (entre las imágenes colorista, luminosas y barrocas propias del actual cine de oriente) acción (con coreografiás y trucos de cables a lo Tigre y Dragón) humor (sobre todo a cargo de Song Kang-Ho, una de las grandes estrellas de corea del sur) y sobre todo aventuras.
Eso si, esta película de ritmo endiablado (aunque decae en algún momento puntual, todo hay que decirlo) nos deja con esta extraña y divertida mezcla, siguiendo con el símil culinario, un buen sabor de boca (ojo, no confundáis este película con una de artes marciales en el farwest tipo Kung fu, porque nada mas lejos).

Arizona?? No, Manchuria.
Al contrario que los típicas películas del genero esta no pretende transcurrir en el lejano oeste americano (aunque se haya rodado en Almeria) sino que se situá en el desierto de Manchuria durante los años 30, un lugar inhóspito al que muchos coreanos han emigrado durante la ocupación japonesa de la segunda gran guerra.
Y la excusa del argumento sera el mapa de un antiguo tesoro tras el cual los tres personajes protagonistas (ademas todo tipo de personajes y grupúsculos de etnia china, japonesa y coreana, muchas veces indistinguibles para mi: desde el ejercito del sol naciente hasta varias bandas de forajidos pasando por el legitimo propietario del mapa y el ejército de liberación de corea) vivan las mas extravagantes peripecias en su busca.

El trió protagonista
Por un lado tendremos a Park Do-won: un frío e impasible cazarecompensas autentico francotirador con el Winchester (El Bueno, interpretado por Jung Woo-Sung, quien también apareció en The Restless, A Bittersweet Life" y Reign of Assassins).
En segundo lugar esta Park Chan-yi: un "cool" psicópata asesino a sueldo jefe de una banda (El malo, interpretado por Lee Byung-Hun a quien también pudimos ver en G.I. Joe: The Rise of Cobra e IRIS).
Y por ultimo Yoon Tae-goo, uno de los mas estrafalarios bandidos que nunca he visto (El raro, interpretado por Song Kang-Ho quien ya salio en The Host, Memories of Murder y Sympathy for Mr. Vengeance)

Los tres interpretando bien sus papeles dentro de los parámetros de cada uno (evidentemente el de Song Kang-Ho resalta sobre los otros porque ademas de ser el hilo conductor de la historia es el único que aporta humor frente a sus "guaperas" parteners.)

Sobre el director
Del director Kim Ji-woon se podrían decir muchas cosas, pero ante todo se dirá que es muy polifacético:
en 1998 debuto con una comedia negra "The Quiet Family" y siguió con otra "The Foul King" (2000) , después se paso al terror con "Dos hermanas" (2003) y al thriller con "A Bittersweet Life" (2005) y su ultimo estreno "I Saw the Devil" (de este mismo año 2010).
En el caso de la peli que nos ocupa Kim Ji-woon dispuso del presupuesto mas alto hasta su fecha en una producción coreana ( más de 17 millones de dólares) llegando a alcanzar más de siete millones de espectadores en Corea. Y es que todos los aspectos de la película están de lo mas cuidados (actuaciones, decorados, vestuario, exteriores, fotografiá, coreografiás..)

La película se llevo dos premios en Sitges 2009 uno fue para el como mejor director y el otro a los mejores efectos especiales (a la manera tradicional, sin infografia) y fue llevada al Festival de Cannes de 2008.



Recomendación
Y ahora que ya la he puesto por las nubes vamos a bajar a la tierra. Sin duda una gran pelipalomitero y lo oriental no le siente mal (no se te ocurra ponérsela a tu padre, seguidor religiosamente de Jhon Wayne ni ha tu amigo seguidor del cine de autor).
También hay que decir que a pesar de lo bueno de su ritmo, película tan larga decae en algunos momentos, particularmente a mi la escena final se me hace un poco forzada, tanto parloteo no tiene sentido para acabar en un tiroteo a tres bandas.
Por ultimo recordar que en el cine oriental no se mantiene el mismo tono durante todo el metraje, sino que en una misma escena nos podemos encontrar humor y gore sin problema (esto al neófito en este mercado le puede descuadrar y hacersele raro, me acuerdo de mis primeras pelis de Jackie Chan), y aunque aquí no se llegara a tal extremo sin encontraremos el tono cómico se ve alternado con escenas escabrosas y sangrientas que no son aptas para todos los públicos







3 comentarios:

  1. No, parece el tipo de pelicula que harias tu...

    ResponderEliminar
  2. Ahora que lo dices parece sacada de esa tabla aleatoria que mencionaste Bano:

    http://asociacionpifia.blogspot.com/2010/11/generando-partidas-aleatiorias.html

    ResponderEliminar